PL.LP

PL.LP

PEDRO LUIS

PEDRO LUIS
LÓPEZ PÉREZ

El Arte, La Gloria, La Libertad se marchitan. La NATURALEZA siempre está bella.

El Arte, La Gloria, La Libertad se marchitan. La NATURALEZA siempre está bella.

POESIA Y VIVENCIAS

POESIA Y VIVENCIAS

POESÍA y VIVENCIAS

POESÍA y VIVENCIAS
PL.LP

MI PEQUEÑA VENECIA

MI PEQUEÑA VENECIA
VEGADEO - ASTURIAS

EN EL MUNDO

EN EL MUNDO
(PL.LP) - DESIGNS BY ROMA

Seguidores

viernes, 22 de mayo de 2015

OSADOS COLONOS. Jano. CUARTETA.











Jano, el Rey más antiguo del  Lacio, era natural de Tesalia. Cuando llegó a las orillas del Tiber, los habitantes de aquellos salvajes lugares vivían sin religión y sin Leyes. Jano suavizó la brutalidad de sus costumbres y les hizo experimentar los encantos de la inocencia inculcándoles el Amor a la Justicia y a la Honestidad. Cuando Saturno fué arrojado del Cielo, escogió el Lazio por morada y Jano llevó su generosidad con él hasta asociarle a su Imperio. Saturno a su vez le dotó de sagacidad tan extraordinaria que lograba conocer el Pasado, el Presente y el Porvenir.
Numa le levantó un Templo en Roma que permanecía cerrado en tiempo de Paz y era abierto tan pronto como la guerra estallaba. Entonces los caudillos de la Nación, los magistrados y los Pontífices acudían solemnemente al Templo de Jano. Cuando se daban por terminadas las hostilidades se cerraban de nuevo las puertas, no de una manera ordinaria, sino por medio de barras de hierro y valiéndose de cien cerrojos para que resultase cosa larga y difícil de pretender abrirlas y para que el Pueblo comprendiese que la guerra, fuente de infinitas calamidades, no debe de ser emprendidas sin que existan poderosos motivos y sin haberlo antes reflexionado seriamente.












POESÍA


Los dioses jamás abdican.
Observan, desde su Trono,
las conductas que critican
de osado mortal colono

Manejan a su criterio
el fino hilo del Destino.
Desde pulcro Olimpo Imperio,
trazan lineas del Camino.

Dioses de distintos dogmas.
Religiones seductoras.
Magnitud de Ley y sus normas;
rezo y plegarias sonoras.

La Fe y Fortaleza ciertas
en simbología escrita,
mantiene vivas Alertas
entre la Iglesia y Mezquita.

No más Guerra ni Cruzadas,
justificadas en creencias.
Oraciones amputadas
por añejas diferencias.














ADIVIDAMA

Solución anterior: La Luz.

Una vieja muy arrugadita, en la mano una tranquita.

Solución: Próxima Semana.



Mi más Profundo Agradecimiento al Gran Equipo Médico de Oncología en Quimio y Radioterapia, a Todo su Personal Sanitario por su Profesionalidad y Humanidad del H.U.C.A. (Hospital. Universitario. Central. de Asturias) en Oviedo.









viernes, 15 de mayo de 2015

PRODIGIOSO SUEÑO. La Aurora.










La Aurora, mensajera del Sol, precede al nacimiento del día. Los Poetas la describen montada en un carro rutilante, tirado por cuatro caballos blancos. Con sus rosados dedos abre las puertas de Oriente, esparce sobre la Tierra el rocío y hace crecer las flores. El sueño y la noche huyen a su presencia, y a medida que ella se acerca, las estrellas desaparecen.
La Aurora sintió por Titón un Amor tan tierno que rogó a Júpiter que concediese a este Príncipe la Inmortalidad. Sus ruegos fueron atendidos, pero como ella se olvidó de pedir también que Titón no envejeciera jamás, al llegar a edad muy avanzada se sintió tan caduco y enfermo que fue preciso fajarlo y mecerlo en la cuna como un niño. Entonces la vida le pareció un peso tan insoportable, que prefirió morir, siendo convertido en Cigarra.









POESÍA



Tus Encantos son suntuosos.
El pelo oculta tus ojos.
Tu sonrisa sin enojos.
Labios, manjares fogosos; 


Doy gracias a la Natura.
Ser de tu Corazón dueño;
real y prodigioso Sueño...
Maravillosa aventura,

Me siento Rey en nuestro hogar,
escoltado en tu Belleza;
pleno de pura franqueza,
por ese tu dulce mirar

Al tuyo, mi corazón,
palpitará  hasta la Muerte.
Eternamente quererte.
Mi única y sola razón...









ADIVIDAMA

Solución anterior: El Humo.

Tamaño como una almendra y toda la casa llena.

Solución: Próxima Semana.













jueves, 7 de mayo de 2015

VELAS DOCENTES. Baco. CUARTETA.









Baco, dios del Vino, era hijo de Júpiter y Semelé; nació en la isla de Naxos y Mercurio le llevó a Arabia a la mansión de las Ninfas, que cuidaron de alimentarle en aquellas montañas. Sileno le enseñó a plantar la viña y las Musas le instruyeron en el canto y la danza.
Cuando los Gigantes escalaron el Cielo, Baco, tomando la forma de un león, luchó contra ellos con tanto éxito como bravura. Júpiter le excitaba a la lucha gritándole: ¡Evohé!¡Evohé!¡Valor, hijo mio, valor!
Llegado Baco a su mayor edad, emprendió la conquista de la India. Formaba la expedición un grupo de hombres y mujeres que no tenían otras armas sino Tirsos, címbalos y tambores.; a su cabeza iba el mismo Baco. Pan, Sileno, los Sátiros, los Coribantes y Aristeo; que inventó la miel, formaban su séquito. Esta conquista no costó una gota de sangre: los pueblos se sometían gozosos a un conquistador tan humano que les daba leyes sabias, les enseñaba el arte de cultivar el campo y les iniciaba en la elaboración del vino. Un día que atravesaba los arenosos desiertos de Libia, sintiéndose acosado por una sed ardiente, imploró la ayuda de Júpiter y al momento el Príncipe de los dioses hizo surgir un carnero que condujo a Baco y sus huestes a una fuente de límpidas aguas donde pudieron apagar su sed.
Erigona cautivó el corazón del dios quien apeló a todos los medios para agradarle. Apenas pronunciaba palabra para hacerle alguna declaración o una simple cortesía, se sonreía ella compasivamente y dejaba al dios que acabara solo su arenga. Iba a desistir de su propósito, cuando se dió cuenta de que a Erigona le gustaban las uvas locamente y de que se escapaba todas las tardes para ir al campo y hartarse de ellas a su gusto. Al descubrir esta afición de la joven, corre a la viña de Icario, se coloca en el camino por donde la Princesa ha de pasar y  toma la forma de un espléndido racimo encarnado prendido a una vid. Llega Erigona y al ver a la luz del crepúsculo el racimo tentador, corre hacia él y lo arranca. Baco retorna inmediatamente a su estado anterior y consigue al fin que la bella indiferente se digne a escuchar su declaración tantas veces empezada y no acabada jamás.








POESÍA

Tirsos(1), Címbalos(2) y Tambor,
armas para una Conquista
sin provocar sangre o dolor
con una Elegancia Altruista.

El dios cultivado e instruido, 
tendiendo velas docentes
de Arte y de Consejo fluido,
contra ignorancia de gentes.

Amor de Baco y Erigona
surgió al racimo tentador.
Se acabó actitud burlona
y ese ruin "cansino" estupor.

El Amor es caprichoso,
ignora formalidades;
es banal y receloso
y pleno de ambigüedades.


Pedro Luis López Pérez (PL.LP)

1-. Vara enramada que servía de cetro a Dionisos.
2-.Instrumento de percusión, parecido a los platillos, usado por los griegos y romanos.














ADIVIDAMA

Solución anterior: El Huevo.

Antes que nazca la Madre, anda el hijo por la calle.

Solución: Próxima Semana.










viernes, 1 de mayo de 2015

LIRA Y CADUCEO. Mercurio. REDONDILLA.









Mercurio era hijo de Júpiter. El mismo día de su nacimiento se sintió tan apuesto y robusto que luchó con Cupido, derribándole con una zancadilla y robándole su carcaj. Hurtó la espada de Marte, el Tridente de Neptuno, el Ceñidor de Venus y el Cetro de Júpiter, y estaba a punto de escamotear el Rayo si el temor a quemarse los dedos no se lo hubiera impedido.
Tanta bribonada y audacia hicieron que fuese arrojado del Cielo y entonces vino a la Tierra y fijó su residencia en Tesalia, donde pasó su adolescencia y juventud. El desterrado Apolo se dedicaba entonces a guardar los bueyes del rey Admeto, cuando a Mercurio, que también era como él pastor, le pareció cómodo procurarse un rebaño sin gasto alguno. Se aprovechó de un momento en que Apolo sumido en tierno delirio remembraba sus amores pastoriles tocando la flauta, y entonces Mercurio desvió adrede sus bueyes del lugar en el que pacían y se los llevó escondiéndolos en lo más espeso de un bosque. Estos múltiples latrocinios hicieron que fuese considerado como el dios de los Ladrones y Tramposos. Apolo se enfadó sobremanera. Hicieron las paces y Mercurio le dió una lira de tres cuerdas. Apolo le dió, por su parte, una varilla de avellano que tenía la propiedad de apaciguar querellas y reconciliar a los enemigos. Para cerciorarse Mercurio del poder de este talismán, lo interpuso entre dos serpientes que luchaban encarnizadamente y al momento las dos se enroscaron alrededor de la varilla y allí quedaron entrelazadas formando el Caduceo, que es el principal atributo de Mercurio.
Inventó los pesos y medidas, y al poco tiempo fue honrado por mercaderes y comerciantes le llamaron el dios del comercio. Tuvo gran habilidad en el Arte de la Elocuencia y por ello, también, fue considerado como el dios de las Artes Liberales y Bellas Letras. Es considerado, también, dios de los Atletas.
El destierro de Mercurio producía en la Corte Celestial un sensible vacío; por eso fue nuevamente llamado a ella, y puesto que mientras vivió sobre la Tierra había demostrado superior destreza e inteligencia, Júpiter le constituyó su ministro, su intérprete y el Mensajero del Olimpo. Son atributos suyos el Gallo y la Tortuga, significando el Gallo la vigilancia, tan necesaria en el cumplimiento de diversas e importantes funciones; la Tortuga recuerda que Mercurio fué quien inventó la Lira, que en un principio era hecha con placas de este réptil. En los caminos de gran tránsito figuraban de trecho en trecho estatuas de forma cuadrada que representaban a Mercurio y servían para las delimitaciones de los campos o para señalar el camino a los viajeros extraviados. Estas estatuas se llamaban Hermes, colcándose en el centro de las encrucijadas y tenían tantas caras como caminos convergían a distintos lugares.












POESÍA

Las astucias y artimañas,
travesura y latrocinios
en los ajenos dominios;
muestra sus hábiles mañas.

Rivales haciendo paces,
sin demostrar ningún rencor;
vaciando resquicio traidor
y encrucijadas voraces.

Pacto de Lealtad sellado
con una Lira y el Caduceo.
Compromiso siempre ferreo,
olvidando ese altercado.


Pedro Luis López Pérez (PL.LP)





ADIVIDAMA

Solución anterior: Las Tijeras.

Un barrilito de pon, pon, que no tiene agujero ni tapón.

Solución: Próxima Semana.